Revista Digital Semanal

Director: Carlos Javier Rodríguez

Editor: Santiago Masetti

Email: editor@cubaesotrahistoria.com.ar

Comienza el Año del Gallo para los chinos-cubanos

La sede principal es la Casa de Artes y Tradiciones Chinas, ubicada en el municipio Centro Habana

Redacción Carlos Rodríguez/ COH En Cultura Jan. 20, 2017

Según el historiador Julio Le Riverend, entre los años 1847 y 1874 llegaron a La Habana alrededor de 150 000 chinos, casi todos hombres. Los primeros que se radicaron en La Habana la capital, en 1858, fueron Chang Leng, con una pequeña fonda, y Lam Siu Yi con un puesto de frutas y hortalizas en la actual calzada de Zanja. Muy cerca de allí radica lo que hoy se conoce como Barrio Chino. 

Por estos días la comunidad china cubana efectúa disímiles actividades en La Habana, en saludo a la Fiesta de la Primavera y el Nuevo Año Lunar, la celebración más importante en el gigante asiático, que en esta ocasión recibe el denominado Año del gallo.

La jornada quedó inaugurada con la muestra de una colección de 15 pinturas de gran formato, que recrea el horóscopo del país asiático y otras figuras emblemáticas de su cultura como el ave fénix y el oso panda.

Según el autor de las obras, José Ignacio Sánchez, la exposición está asociada a la línea neofigurativa y abstracta, factor distintivo en su trabajo, que lo caracteriza por la presencia predominante del color sobre la forma.

La  sede principal es la Casa de Artes y Tradiciones Chinas, ubicada en el municipio Centro Habana, donde se desarrollarán conferencias, presentaciones de libros y otras actividades como la emblemática danza del Dragón, protagonizada por alumnos de la Escuela Cubana de Wushu.

Durante las festividades, previstas hasta el próximo 12 de febrero, se celebrará además el aniversario 170 de la presencia de China en Cuba, aquellos que llegaron cuando Cuba era colonia española, y arribaron en calidad de “contratados” pero en un régimen prácticamente de esclavitud, para trabajar en las plantaciones de azúcar. La mayoría tenía el sueño de hacer fortuna y regresar a su tierra.

Según el calendario chino tradicional, el 28 de enero comenzará a regir el Año del Gallo, elemento de fuego, ciclo que augura confianza e insta al silencio interior y la concentración.