Revista Digital Semanal

Director: Carlos Javier Rodríguez

Editor: Santiago Masetti

Email: editor@cubaesotrahistoria.com.ar

Es momento de crecerse

La Cámara de comercio de la República de Cuba apuesta por sus asociados y frece oportunidades para que alcance un mejor posicionamiento en los mercados nacionales y extranjeros con sus producciones y servicios.

María Lucía González Cubadebate En Economía Dec. 22, 2016

Propiciar el desarrollo de la empresa cubana y su comercialización en el mundo es la premisa de la Cámara de Comercio de la República de Cuba, como parte de la estrategia del país para sustituir importaciones con rubros nacionales de calidad.

Para  Cuba es Otra Historia Orlando Hernández Guillén, presidente de dicha institución, declaro que con ese fin se realizan acciones de capacitación a empresarios y especialistas de mercadotecnia, y se abren oportunidades para una mayor asistencia a eventos de carácter comercial con el desarrollo paralelo de los códigos de imagen que permitan alcanzar mejores r niveles en la escala de valores de los diferentes mercados de acceso.

La internacionalización de las empresas –destacó- es un tema de prioridad, por lo que se eleva cada vez más la divulgación de las oportunidades de los asociados, así como sus carteras de ofertas.

Las asociaciones económicas internacionales y el sector cooperativo también se incluyen en estos paquetes promocionales, teniendo en cuenta el rol que ocupan en la Nueva Cartera de Oportunidades de Inversión Extranjera en Cuba, la cual fue presentada en la pasada edición de la Feria Internacional de la Habana.

Mencionó además que a pesar del papel proactivo que asume Cuba  en dicha ley, respecto a la contraparte foránea, muchos de los proyectos propuestos no fluyen como necesita el país por las dificultades económicas y financieras actuales y el insuficiente ahorro interno, lo cual exige un papel cada vez más activo de la empresa cubana.

Celebró el reciente acuerdo con la Unión Europea que pone fin a  la llamada posición común de ese bloque contra Cuba y abre otras puertas de colaboración y cooperación en diferentes campos de la economía, que debemos saber aprovechar mejor.

Se pronunció por una denominación más incluyente y apropiada al contexto internacional para el sector  privado –llamado aquí cuenta propia-  ya que es una forma refrendada por el máximo órgano jurídico de la nación, y  por el rol que ha ganado como fuente de empleo y en la producción de bienes y servicios para la población, los organismos y el turismo, lo que constituye hoy un desafío para la institución cubana.

Sobre la competitividad de la empresa cubana  planteó que hay que hay que trabajar en otros escenarios  de la gestión técnico productiva y hacer el análisis de lo que se quiere, calcular bien los proyectos e iniciativas relacionados con las carteras de oportunidades para la inversión extranjera a nivel de entidad.

Aseguró que el 2017 será un año superior en la organización empresarial si los asociados a la Cámara de Comercio asumen el rol que les corresponde y se insertan en las acciones de capacitación y las gestiones comunicativas y de promoción para ganar un mejor espacio en los mercados correspondientes con sus producciones y servicios.