Revista Digital Semanal

Director: Carlos Javier Rodríguez

Editor: Santiago Masetti

Email: editor@cubaesotrahistoria.com.ar

Cuando se publique esto

Por Frank García Hernández (*) /Hace unos días se viene tensando la cuerda para con On Cuba y Cuba Posible, y, a decir verdad, esta última no se ayuda recibiendo financiamiento de Soros. Al menos eso leí en Cubadebate. Yo no voy a salir en defensa ni de la una ni de la otra, pues ambas saben lo que hacen, tienen un cuerpo editorial sólido y un discurso formado que logra intencionar y captar el público al cual están enfocados. Todo lo que hacen es porque lo quieren hacer.

Desnudos de Cuba En Política June 17, 2016

Ninguna de las revistas que mencioné son ingenuas, y la forma de actuar de cada una de ellas son sus propios jueces. Sin embargo, que en estas dos publicaciones digitales se encuentren hoy divulgando con buena frecuencia, a buena parte de lo mejor y más leído de la intelectualidad cubana, habla de la necesidad de espacios de debate. Con Temas y Cubadebate no basta, de lo contrario no hubiese nacido El Estornudo o Cachivache.

 

Que Arturo Arango, Julio Fernández Estrada, Aurelio Alonso o Adelaida Fernández de Juan –esta última en Vistar- publiquen en ellas, no es que se vendan ni mucho menos al mejor postor -y desde aquí quiero decir a quienes nos piensan así, que nos ofenden-, sino que existe una necesidad milenaria: la necesidad de publicar. Cuando el creador se sienta delante de una máquina a escribir, lo siguiente que hace es, casi siempre, es mostrarlo a otra persona, aun y sea una sola persona. Cuando el creador escribe, quiere que le lean.

 

Es muy engorroso poder publicar en las páginas de Juventud Rebelde, Granma, Trabajadores o La Gaceta de Cuba. No hay espacio. El colchón editorial existe y quienes hemos trabajado en algo cercano a esto sabemos que no es mentira. Hay que tener paciencia para publicar. Otros llegaron primero; otros llegan por otras vías. Estoy seguro que quienes publican allí se lo merecen. Saben y nos comunican parte de las verdades de la nación. Pero mientras tanto, qué hago con lo que yo publico sobre mis verdades de mi nación.

 

Mi blog no se lee como yo quisiera, en parte porque no tengo el capital social de una revista, ni voy a invertir dinero en hacer una presentación por cada entrada. Además, se vería ridículo.

 

Lo raro no es que surjan publicaciones digitales alternativas, lo raro es que en pleno siglo XXI, con las facilidades de publicación que hay gracias a las plataformas deblogspot o wordpress, más los altos niveles de informatización en las universidades y los centros de investigaciones, no haya más de estas circulando por la red.

 

Tengo abierto ahora mismo una entrevista a Aurelio Alonso y un artículo de Julio Fernández Estrada que no tienen pérdida. El primero en Cuba Posible y el segundo es de On Cuba. Aimara Fernández y Juan Carlos Alom recién publican –creo que por primera vez- en El Estornudo y gracias a ello, sé finalmente de qué está yendo en este momento, la obra de ese artista de la fotografía cubana que es Alom. Mónica Rivero entrevista a Gabriel Guerra y no lo hace precisamente para Cubadebate, sino para el espacio que coordina Milena Recio ¿es por eso Mónica Rivero una traidora? No lo creo. Si gracias a Canción de Barrio sabemos de Silvio y sus programa de visitas en música a la periferia habanera, ahora gracias a la misma periodista el público sabe del proyecto Habana Elegante de Gabriel Guerra.

 

Los redactores jefes de cada publicación no son improvisados y tuvieron un antecedente positivo para lograr hacer hoy lo que tienen. Sé que Veiga dirigió Espacio Laical y Milena Recio –editora digital- estuvo por Progreso Semanal, además de haber sido una muy respetada profesora de la Facultad de Comunicación. Intelectuales como Julio César Guanche y José Antonio Vidal guardan el mejor de los criterios de ella.

 

No basta con que uno tenga su blog personal y diga lo que entienda, sea uno su propio editor y censor. No basta, porque queremos leer a los demás. 

 

Tal vez si le hubiese entregado este artículo de opinión a Milena Recio me lo habría publicado en On Cuba y tenido una satisfacción, además de la intelectual por la vanidad de que me leerían más personas, la financiera, porque me iban a pagar algo, pero decidí que fuese desde mi blog, para que después no haya confusiones, cuando se publique esto.

 

(*) Artículo publicado en la revista digital “Desnudos de Cuba”.