Revista Digital Semanal

Director: Carlos Javier Rodríguez

Editor: Santiago Masetti

Email: editor@cubaesotrahistoria.com.ar

Deshielo que va

Los vaivenes de la relaciones entre Estados Unidos y Cuba se ven en las noticias que día a día recorren los medios de comunicación de todo el mundo. Mientras algunos apuestan por el acercamiento diplomático, otros piensan lo contrario.

Ramón Ruiz Ernesto Salazar En Política June 18, 2015

El camino es largo y probablemente más complicado que lo que parece. Quienes apuestan por el diálogo entre Cuba y Estados Unidos encuentran escollos por los cuatro costados, pretextos que por minutos retrasan el entendimiento.

Un grupo de senadores mayormente republicanos presentaron a la Cámara de Representantes del Congreso norteamericano un proyecto de ley para obstaculizar los viajes la isla. Otra facción aprobó una ordenanza para impedir el uso de fondos en la reapertura de la embajada estadounidense en la Isla.

Por su parte Cuba mantiene controlada a lo que se conoce como disidencia interna y luego del altercado con la artista de la plástica Tania Bruguera o la encarcelación del grafitero El sexto el tema parece remarcado por muchos medios informativos.

No obstante las sedes diplomáticas se alistan a funcionar como embajadas. Circulan imágenes del acto que los diplomáticos cubanos realizaron en la sede de Washington donde un asta fue levantado entre aplausos y exclamaciones.

Junto al malecón habanero se vivía una escena semejante. Son varias las fuentes las que se aventuran a proclamar que será el subsecretario de estado, John Kerry, quien en el mes de julio presida el momento en el cual la bandera norteamericana hondee como señal de un nuevo ciclo de entendimiento.

Mientras tanto, en pleno mes de junio, cuando el verano toma fuerzas en la mayor de las Antillas, la emisora Sirius XM Radio transmitió en vivo desde La Habana para la audiencia estadunidense mientras Fidel Castro recibía a en su domicilio a la reverenda Joan Campbell, expresidenta del Consejo Nacional de Iglesias de Estados Unidos.

El deshielo va porque si son muchas las fuerzas civiles que han pujado en su contra, al parecer, los gobiernos así lo decidieron.