Revista Digital Semanal

Director: Carlos Javier Rodríguez

Editor: Santiago Masetti

Email: editor@cubaesotrahistoria.com.ar

14 de febrero: Día del amor y la amistad

El Día de los Enamorados se celebra en casi todo el mundo como el de San Valentín. Los cubanos no somos una excepción para el festejo.

Valentín Rodríguez, Corresponsal En Sociedad Feb. 14, 2015

Cada cual tiene sus preferencias: algunos toman la fecha como algo importante y divertido, otros prefieren pasarla por alto, y unos cuantos están obligados a no tenerla en cuenta, por falta de pareja.

Varias decenas de jóvenes fueron entrevistados en La Habana para “Cuba es Otra Historia” y más del 50 por ciento le dio un gran valor espiritual y emocional a la fecha, aunque prefirieron como regalo algo útil y duradero. Perfumes, maquillajes y prendas están en la preferencia de las muchachas; mientras los hombres señalan la ropa, aunque ellos por lo general confían en el buen tino de sus parejas.

Y aunque casi nadie excluye de la celebración la entrega de un presente, salir de paseo, compartir una buena cena, bailar o recordar momentos mientras se hojea un álbum de fotos, son también opciones recurrentes.

Elegir bien un obsequio merece un poco de imaginación y de tiempo. No siempre el más caro es el más original o el que más se agradece. Es imprescindible tener en cuenta los gustos y necesidades de la persona que lo va a recibir, y a partir de ahí conjugar calidad y precio.

Muchos opinan que no es necesario un regalo para hacer fructificar el amor. Estar juntos, compartir un helado, ir al cine o al teatro puede ser también un buen agasajo. Por ello, algunos trasladan la celebración para el fin de semana, cuando tradicionalmente hay más ofertas culturales y se dispone de más tiempo libre.

Los enamorados celebrarán este día 14 en muchos países del mundo, cada cual a su manera. En Japón se acercan al monte Fuji para tocar tres veces la Campana del Amor, mientras pronuncian el nombre de su pareja. De esta manera creen que su relación será más sólida y duradera.

En Corea las chicas regalan chocolates a los novios, amigos o compañeros de trabajo, y un mes después ellos responden al regalo con algún detalle.

En Latinoamérica esta fecha se celebra por todo lo alto. En Brasil, por ejemplo, se adornan las calles. Los mexicanos, argentinos y chilenos son los de más detalles, con la entrega de globos, bombones, cartas de amor y lencería.

En Gran Bretaña los niños participan de la celebración. Dedican canciones de amor a las parejas, y estas les retribuyen con dulces, regalos o dinero.

En Dinamarca se entregan, a la persona más querida, flores blancas prensadas, que simulan copos de nieve. También los hombres envían cartas graciosas a las mujeres, sin más firmas de identidad que un punto por cada letra que lleva su nombre. Si aquella que recibe la carta acierta quién fue su «Valentín», él la recompensa con un huevo de Pascua.

El amor, la amistad, la solidaridad son razones para celebrar este día todos los días del año.