Revista Digital Semanal

Director: Carlos Javier Rodríguez

Editor: Santiago Masetti

Email: editor@cubaesotrahistoria.com.ar

La Solidaridad de cumpleaños con su campamento de Caimito

Adscrito al Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos (ICAP), ha recibido a más de 100 000 brigadistas y los ha integrado a distintos programas de tareas productivas, intercambios culturales y recorridos por sitios de interés histórico. El campamento internacional Julio A. Mella cumplió 45 años de existencia.

Flavia Demi y Carlos Javier Rodríguez Rolando Pujol /COH En Sociedad Feb. 4, 2017

La solidaridad con Cuba ha tendido puentes entre personas de diferentes lugares del mundo, que cada año visitan un singular sitio en el municipio Caimito de la provincia de Artemisa: el campamento internacional "Julio Antonio Mella" que hoy cumplió 45 años de existencia.

Por estos días, la XXIV Brigada Suramericana de Trabajo Voluntario y Solidaridad con Cuba lleva a cabo un intenso programa de actividades allí. Varios brigadistas compartieron con Cuba es otra historia sus impresiones acerca de esta edición. 

“Es la sexta vez que participo. Cada viaje es distinto, porque uno viene a juntarse con los hermanos latinoamericanos, sobre todo ahora que no está el Comandante en Jefe es cuando más necesitamos la unidad entre los pueblos. Cada vez que vengo veo que Cuba va mejorando, lentamente, pero va subiendo. Por eso regreso, porque Cuba es un ejemplo de dignidad para América Latina y el mundo entero”, cuenta Carlos Morgado, de Chile. 

“Tenemos experiencias muy bonitas, hemos visto la participación de la gente, de los trabajadores, las mujeres, la juventud… Hemos compartido con ellos la Marcha de las Antorchas, por ejemplo. Agradezco mucho la solidaridad de Cuba con nuestro país, de los médicos cubanos que están salvando vidas en los lugares donde nadie va”, dice el brasileño Antonio Ibiapelo. 

“Todos hemos venido con una fuerte emocionalidad, porque la gran mayoría habíamos sacado pasajes antes de la muerte de Fidel, y teníamos pensado participar en una brigada sobre la vida del Comandante en Jefe. Su desaparición física ha generado dos situaciones encontradas: un sentimiento muy fuerte de solidaridad, y por otro lado la incertidumbre de venir a vivir esta nueva etapa de la Revolución”, comenta Gastón Merino, de Argentina. 

Adscrito al Instituto Cubano de Amistad con los Pueblos (ICAP), el Campamento Julio Antonio Mella ha recibido a más de 100 mil brigadistas, y los ha integrado a distintos programas de tareas productivas, intercambios culturales y recorridos por sitios de interés histórico.

“Cada año recibimos más de 8 brigadas y grupos especializados de carácter socio político, osea nos mantenemos durante todo el año amplio movimiento de solidaridad atendiendo a nuestros hermanos que apoyan las causas más nobles de esta inmensa tierra y también los proyectos de la revolución cubana”, agrega Junior Martínez Pacheco, sub director del campamento Julio Antonio Mella.

Mientras que Armando Guerra de la dirección de América Latina del ICAP aclara que “este año ha tenido como aspecto especial haberlo realizado en momentos donde ya no tenemos a nuestro comandante físicamente y creo que eso ha tenido un impacto especial en todos los brigadistas”.

Ha sido una muy organizada con una muy buena preparación de los brigadistas previo, cosa que nos demuestra los movimientos de solidaridad están cumpliendo con esa importante tarea de preparar antes de venir a los nuevos amigos y ha quedado demostrado en todas las tareas que han realizado acá, las actividades de las jornadas productiva que también han cumplido con muy buenos resultados, finaliza diciendo el funcionario.

El ICAP tiene entre sus misiones fomentar el contacto directo de los visitantes con los cubanos, para que conozcan acerca de su realidad, y luego la transmitan en sus países de procedencia.