Revista Digital Semanal

Director: Carlos Javier Rodríguez

Editor: Santiago Masetti

Email: editor@cubaesotrahistoria.com.ar

El Templete, fusión de cultura y alta cocina

Emblemático restaurante propiedad de la compañía turística Habaguanex S.A se ufana en estar en las listas de la preferencia gastronómica nacional y el top ten del ranking de los sitios visitados por famosos.

Valentín Rodríguez, Corresponsal Cuba es otra historia En Turismo March 19, 2016

Con aires marineros, ubicado justo frente a la avenida  del Puerto de La Habana, uno de los paseos más llamativos de la capital cubana, el restaurante El Templete ha ganado su fama internacional por exquisiteces en los manjares del mar.

Con sus cerca de ocho décadas, desde que abrió sus puertas por primera, se ha ido renovando una y otra vez para posicionar su sello en el mercado. El restaurante El Templete tomó su nombre por la cercanía al monumento que, erigido en 1828, evoca la fundación de la villa de San Cristóbal de La Habana en 1519.En 2004, debido a las celebraciones fundacionales de la ciudad reabrió sus puertas con la intención de volver a dar vida a la tradición marinera en el mismo entorno que década atrás. Entre los platos típicos se encuentran las croquetas caseras de jamón y de pescado, el pulpo a la gallega, el salmorejo cordobés, y los camarones al ajillo, entre otros en su amplia y variada carta. La cocina de autor, implantada por el primer chef el vasco Arkaits Echarte, le ha llevado a una mayor fama al restaurante con la impronta de la cocina vasca.

Personalidades de la política mundial, afamados artistas que visitan la Isla, diplomáticos, y hombres de negocios, lo tienen como referencia obligada para degustar El Templete mantiene a toda costa una elevada calidad en sus platos y un esmerado servicio a toda  clientela.

El Templete ha sido exponente de los más afamados artistas de la plástica nacional qe muestran sus obras en los salones del restaurante. Con regularidad se realizan presentaciones y expo-ventas de esas obras, que al tiempo embellece sus salones. Este proyecto ha ganado en notoriedad en la comunidad cultural de la Isla.

Este restaurante es una invitación permanente al disfrute de platos de esmerada elaboración, a un ambiente acogedor y a una vista panorámica de la bahía habanera. Puede ser también el pretexto perfecto después de desandar las calles o plazuelas del centro histórico de la Habana Vieja. Sin duda, un lugar para incluir en agenda de viajes.